El Gobierno sueco ‘responde’ a Trump con una foto de mujeres del gabinete

La vice primera ministra de Suecia, Isabella Lövin, ha respondido al presidente de Estados Unidos. Y lo ha hecho con una fotografía donde aparece rodeada de siete mujeres del gabinete del país nórdico. Esta imagen imita a una de las primeras difundidas por la Casa Blanca sobre Donald Trump, en la que se le veía firmando una orden acompañado solo por hombres.

 

Lövin ha subido a sus redes sociales la imagen en la que se le ve, bolígrafo en mano y con una carpeta abierta, rodeada de colaboradoras del Ejecutivo —una de ellas, embarazada—. “Somos un Gobierno feminista, como muestra esta foto. Es al observador al que le corresponde interpretar esta imagen”, ha comentado la número dos en el Gobierno de Suecia. 

En la fotografía de la Casa Blanca, que generó una ola de críticas, Trump estaba firmando tres órdenes, una de ellas para prohibir la financiación a ONG que brindan asesorías en el extranjero a favor del aborto. Grupos feministas criticaron que una decisión sobre las mujeres estaba siendo tomada únicamente por hombres. La imagen fue tomada el 23 de enero, después de un fin de semana de protestas multitudinarias organizadas por mujeres en todos los rincones de EE UU y del mundo.

El proyecto que está firmando en la imagen Lövin, ministra de Desarrollo Internacional y Clima, tiene por objetivo acabar en Suecia con las emisiones de gases de efecto invernadero para 2045. Una medida que también contrasta con las posturas de Trump, que incluso ha puesto en duda los efectos nocivos del cambio climático. “Hay una demanda internacional de encontrar un líder en temas climáticos. Quiero mostrar que Suecia está lista para tomar ese liderazgo”, ha dicho la vice primera ministra.

Suecia es un país pionero en los derechos de las mujeres, reconocido por su alto nivel de participación femenina en la vida laboral. En el parlamento, la presencia femenina es del 45%, y en el gabinete del primer ministro Stefan Löfven hay paridad entre hombres y mujeres, según datos del propio Gobierno.

 

 

Nota original en El País

Se parte de la discusión